es 9:00 - 18:00 (UTC -3)
es 9:00 - 18:00 (UTC -3)

¿Qué es el Marketing visual? La importancia de las imágenes

Si trabajas como afiliado, seguramente, hay una cosa que sabes y es que para promocionar cualquier producto, es necesario dar importancia a las imágenes. Qué tipo de imágenes usar, cómo y cuándo, son solo algunas de las preguntas que pueden surgir, a la hora de decidir la visual de un sitio web, canal o descripción de un producto. Por eso, hoy queremos transmitirte qué es el Marketing visual y cuál es la importancia de las imágenes.

¿Qué es el Marketing visual?

El Marketing visual es apenas una de las pequeñas partes que conforman el Marketing en general. Por más que puede aplicarse a todas las áreas, vamos a enfocarnos en el área digital. Lo que hace esta disciplina es planificar estratégicamente qué mensaje quiere comunicar con las imágenes, los colores, los tipos de diseño, la disposición de las imágenes y las técnicas aplicadas en ellas para cumplir su objetivo.

¿Son importantes las imágenes?

No hay dudas de que las imágenes son tan importantes como el mensaje principal de lo que queramos comunicar. Tanto que, a veces, la imagen es el contenido mismo a ser transmitido, ya que no hay necesidad de tener un texto explícito, para entender lo que está implícitamente transmitido en la imagen.

Como vimos en otras publicaciones, los consumidores de la actualidad tienen determinadas características, pues con la llegada de Internet se fue formando un nuevo perfil de clientes. Con seguridad, una de las características más relevantes es que no tienen tiempo que perder ni ganas de pasar horas y horas leyendo extensas informaciones y descripciones de marcas y productos. Eso determina por completo el valor de la parte visual, pues tenemos que procurar informar, el máximo posible, con las gráficas.

¿Qué implica el Marketing visual?

Es importante que entendamos que, al hablar de Marketing visual, no estamos refiriéndonos únicamente a imágenes de un modo superficial. Porque una imagen no es solo un simple diseño, elaborado de cualquier manera, sin planificación y sin saber el resultado que se busca. Cuando se trata de hacer una imagen, hay muchos aspectos que deben considerarse, pues no es solo una imagen para llenar el espacio, sino que tiene un valor funcional.

Entonces, si miramos la estética, entenderemos que todo se debe complementar armónicamente, manteniendo una cierta línea de coherencia. Generalmente, tenemos que usar más o menos el mismo tipo de imágenes, en concordancia con el estilo del sitio web o canal. Incluso tenemos que pensar en las imágenes, cuando nos dediquemos al Marketing de Contenido. Porque, en definitiva, el contenido está enfocado en alcanzar al público, y ¿qué puede ser más útil para eso que una buena y coherente dosis de imágenes? Esto significa que ya no tenemos que pensar en el texto solo como texto propiamente dicho, sino en compañía de imágenes.

¿Cuál es la verdadera importancia de una imagen?

Como recién mencionamos, una imagen debe transmitir un mensaje, pero esa es solo una parte de de su función. Una imagen tiene que ir más allá de la transmisión de una comunicación objetiva. Claro que, al visualizar el diseño, tenemos que interpretar de forma concisa qué está queriendo informar. Pero también el otro gran papel que desempeña es el de llevar a las personas más allá de lo superficial, hacerla pensar, reflexionar, lograr que asocie ideas y, principalmente, que se termine de convencer de lo que el contenido presenta. Si consideramos eso, entenderemos que la imagen juega una función muy relevante, a la hora de llegar a las personas para que sean conscientes de lo que tenemos para ofrecerle y su calidad.

Incluso inconscientemente, las imágenes siempre ejercen influencia en los consumidores, porque tienen un poder que complementa el de las palabras. Sin duda, las palabras tienen mucho, pero mucho, poder, ya que el lenguaje logra todo lo que se propone, siempre que se utilice adecuadamente, pensado para eso. Pero no podemos negar que las personas buscan, cada vez más, mensajes concisos, con la menor cantidad de palabras posible. Y es eso que conduce a la eficiencia del uso de imágenes.

Si aún necesitas convencerte de la relevancia de las imágenes, mira este dato: de acuerdo con estudios realizados, cuando oímos un mensaje, después solo recordamos el 10%. Pero si vemos esa información en alguna foto o imagen con dibujos, lograremos recordar hasta el 65% de lo que se nos haya comunicado. Lo cual significa que la visión es mucho más útil para retener informaciones. ¿Entiendes el alcance de ese dato? Quiere decir que no podemos poner imágenes solo por poner, tenemos que dedicar tiempo y planificación para elegir cuidadosamente cada detalle estético.

¿Por qué prestarle tanta atención al Marketing visual?

Ya vimos varias informaciones demostrando que la parte visual tiene que ser una prioridad, para cualquier negocio. Imagina además que la imagen propiamente dicha de tu sitio web, blog, canal o producto es también un reflejo de tu imagen como marca. Todo el valor que aprendimos de la imagen aumenta un poco más todavía, pues no remite únicamente al mero producto, sino también a la opinión que los clientes tengan de tu emprendimiento y de ti mismo.

Ahora que sabes qué es el Marketing visual, dedica tiempo para definir qué aspecto visual caracterizará tu negocio. Piensa cuáles son los colores que representan tu marca. Elige un tipo de imágenes y mantenlo en el tiempo. Produce imágenes tanto o más planificadas que el contenido verbal, para lo que será indispensable hacer un trabajo de diseño profesional.

SI TODAVÍA NO TRABAJAS CON NOSOTROS, NO LO DUDES MÁS. ¡REGÍSTRATE AHORA!